Law Offices of

Irina Yadgarova PLLC

347-699-5529



Planificación de Medicaid

¿Podrá pagar la atención médica cuando se retire?

Mientras que un gran número de jubilados estadoun- idenses de clase media continúan legalmente calificados para Medicaid, la mayoría de nosotros tendemos a pensar (¡incorrectamente!) Que, si somos dueños de casa o hacemos una vida decente, no seremos elegibles para Medicaid después de la jubilación. Este artículo sirve para disipar ese mito y proporcionar una comprensión básica del marco legal que rodea la planificación de Medicaid. Para muchos de nosotros, el envejecer sin Medicaid podría significar gastar nuestros ahorros de vida en medicamentos recetados, cuidados en el hogar o cuidados en hogares de ancianos. La realidad es que, con una planeación cuidadosa con tiempo, usted puede asegurarse de que usted y sus seres queridos se jubilen con la seguridad de que sus necesidades médicas serán cubiertas por Medicaid.

Bajo las leyes actuales de Nueva York (2016), una sola persona que es ciega o discapacitada o tiene más de 65 años de edad, puede calificar para Medicaid si: • sus recursos combinados son de $14,850 o menos • su único inmueble es su residencia principal, y su participación financiera en ella es menos de $814,000 • su ingreso mensual no exceda los $825

Si está casado, usted y su cónyuge pueden recibir un total de $1,209 en ingresos mensuales y mantener $21,750 en recursos en el 2016. Pero ¿qué pasa si sus ingresos mensuales o recursos exceden las cantidades anteriores? ¿Qué pasa si usted posee dos apartamentos? ¿Qué pasa si usted es dueño de un medallón de taxi? ¿Qué pasa si su pensión es de $1,300 por mes o más? Con los costos de atención médica subiendo vertiginosamente, y con el cuidado a largo plazo en la ciudad de Nueva York que cuesta entre $10.000 y $15.000 por mes, usted no sería capaz de darse el lujo de retirarse y todavía pagar nuestras cuentas médicas.

Incluso si sus ingresos y recursos mensuales están dentro de los parámetros descritos anteriormente y usted puede o ha calificado para Medicaid, si usted es dueño de su hogar, Medicaid - y no sus hijos o nietos – ellos pueden obtenerlo después de su fallecimiento. Afortunadamente, hay una manera legal de ayudarlo a calificar para Medicaid y mantener su hogar para sus hijos y nietos. Se llama Planificación de Medicaid.

Nunca es demasiado pronto para empezar a planificar. Si usted está en su 50s, planeando jubilarse, está en buena salud y no en la necesidad inmediata del cuidado a largo plazo (tal como asistentes en el hogar o hogares de ancianos), usted está en una posición muy buena para comenzar a planear para Medicaid. Si usted ha sufrido un accidente o ha caído súbitamente enfermo y necesita atención a largo plazo, todavía hay una manera legal para que usted obtenga Medicaid y ahorrar al menos una porción de sus activos para su familia en lugar de gastar todo en sus facturas médicas.

Transferencias de Propiedad

La planificación adecuada y oportuna de Medicaid puede proteger sus ahorros de vida para su familia - su cónyuge, hijos y nietos. Esto significa que usted será capaz de mantener su hogar, ingresos y otros activos y aun así calificar para Medicaid. Medicaid tiene acceso a sus registros financieros, fiscales y de otro tipo y puede ver exactamente cuándo se transfirió, cuánto transfirió y a quién lo transfirió. Si Medicaid descubre que tenía $30,000 en su cuenta bancaria en marzo, pero sólo $200 en abril, solicitará documentos bancarios, incluyendo todos los recibos, para determinar si gastó el dinero de una manera legítima para elegibilidad de Medicaid.

Transferencias a un fideicomiso

Transferir activos a un fideicomiso especial puede ayudar a aquellos que tienen ingresos mensuales más altos y más activos que los permitidos por la ley de Nueva York para calificar para Medicaid. El fideicomi- so debe ser establecido cuidadosamente, por un abogado con experiencia que se especializa en dichos fideicomisos. Si necesita usar Medicaid para ir a un médico, obtener medicamentos y para visitas a la sala de emergencias (esto se conoce como "Medicaid comunitario"), puede transferirle los activos al fideicomiso especial y calificar para Medicaid poco después de que se realicen las transferencias. Si necesita ir a un asilo de ancianos (esto se conoce como "Medicaid institucional"), entonces necesita transferir sus activos al fideicomiso con al menos 5 años de antelación. Si transfiere sus activos menos de 5 años antes de necesitar uno de los servicios mencionados anteriormente, se le "penalizará" por la transferencia y no recibirá Medicaid hasta que pase un cierto tiempo. Durante este período, usted tendrá que pagar por su cuidado de su propio bolsillo.

El fideicomiso se puede configurar de una manera que permita a usted ya su cónyuge a vivir siempre en su casa y para que usted obtenga ingresos de los activos que están en el fideicomiso. Cuando usted fallezca, su propiedad será dividida entre los beneficiarios que usted designe de cualquier manera que usted dirige.

Transferencias a familiares

Algunas personas creen que es más fácil transferir su apartamento a un miembro de la familia en lugar de transferirlo a un fideicomiso. Puede ser más fácil, pero puede resultar no tan seguro, y al final mucho más caro. La transferencia a su cónyuge no le ayudará a ser elegible para Medicaid. En la mayoría de las circunstancias, lo que su esposo posee es considerado ser el suyo también. Las reglas ligeramente diferentes se aplican si usted está recibiendo cuidado a largo plazo mientras su cónyuge está en casa, pero tenga en cuenta que el peligro es que la transferencia puede hacer que su cónyuge no sea elegible para Medicaid.

Si transfiere su apartamento o su dinero a su hijo/a (u otro miembro de la familia), su hijo/a. (o familiar) es ahora el único dueño de su propiedad. Si tiene un accidente de auto y hay un juicio en su contra, lo que solía ser su dinero y su apartamento se puede quitar bajo ese juicio. Además, puede perder sus activos en un divorcio o sus propios acreedores. Utilizamos fideicomisos para proteger su propiedad de ser perdidos de esta manera. Transferir activos a un fideicomiso también le permitirá beneficios fiscales que no tendrá si transfiere su propiedad a un miembro de la familia.

¿Son todas las transferencias iguales?

Transferir activos a ciertas personas puede hacer que sea elegible para Medicaid comunitario y Medicaid institucional sin ninguna penalidad. Estas personas incluyen:

• Un cónyuge • Un niño ciego o discapacitado • Un fideicomiso para un niño ciego o discapacitado • Un fideicomiso para un adulto discapacitado menor de 65 años. También puede transferir su hogar a las siguientes personas y calificar para ambos tipos de Medicaid sin ninguna penalización: • Su cónyuge • Un niño menor de 21 años o ciego o discapacitado • Un fideicomiso para una persona discapacitada menor de 65 años • Un hermano o hermana que ha vivido en la casa durante el año antes de ir al hogar de ancianos y que ya posee una parte de la casa • Su hijo/a, que ha vivido en la casa y se ha ocupado de usted por lo menos dos años antes de ir al hogar de ancianos

Además de transferir a un fideicomiso o directamente a otras personas, hay otras maneras de transferir su propiedad, pero planificar con antelación es siempre crucial para su éxito en calificar para Medicaid y poder pasar su propiedad a su familia. Debido a la compleji- dad de las normas de Medicaid, así como los instrumentos legales utilizados para planificar la elegibilidad, debe consultar a un abogado con experien- cia que se centra específicamente en este ámbito de la ley.

¡No retrase la planificación de su atención médica al jubilarse - llame hoy mismo a nuestras oficinas!

Knowing you have put an enforceable, long-range plan in place can offer you and your family reassurance that assets will be protected and processes will be clear when the time comes to carry out that plan. We work diligently and effectively to achieve the right results. Discuss probate, estate planning and related elder care matters with a knowledgeable New York lawyer in Queens, also serving Long Island and the entire New York City metro area. Contact us by email or at 347-699-5LAW (5529).
Like this website? Click here.   For adminstrative access click login.